Mejores prácticas para integrar la automatización al piso de la planta

¿Busca alcanzar los objetivos de su planta de fabricación con la automatización? Conozca los desafíos comunes que puede esperar y las mejores prácticas para que la integración de su sistema sea un éxito.

Michael De Boer, gerente de Automatización de Interstates.
Michael De Boer, gerente de Automatización de Interstates.

Por Michael De Boer, gerente de Automatización en Interstates

Para seguir siendo competitivos en el mercado actual, acelerado y, a veces, volátil, las empresas deben hacer más con menos. Si bien cada industria tiene sus impulsores y soluciones particulares, las plantas de fabricación están reaccionando al clima actual al cambiar a pedidos justo a tiempo (es decir, ya no almacenar productos cada vez más costosos) y agilizar los procesos. La integración de sistemas comerciales con la automatización de la planta está demostrando ser una forma eficaz de lograr estos objetivos.

Ciertamente, hay pruebas por delante para las plantas de fabricación, pero hemos detallado algunas prácticas recomendadas para la integración que pueden ayudarlo a tomar mejores decisiones comerciales durante tiempos turbulentos.

Desafíos comunes

Estos problemas urgentes hacen que sea cada vez más evidente la integración es el camino a seguir:

·     Cadenas de suministro. En los últimos meses, las tensiones en los envíos han afectado a las cadenas de suministro a nivel mundial. La producción puede verse afectada negativamente si no sabe lo que tiene para el inventario o cuánto tiempo llevará asegurar sus materiales o ingredientes vitales. La integración de la automatización de su planta con sus sistemas comerciales le brinda una visión general de todo su negocio y cómo se está desempeñando, lo que lo ayuda a tomar decisiones más inteligentes sobre los programas de producción y pedidos. La integración proporciona una mejor perspectiva de toda la unidad de negocio, desde los trabajadores de la planta hasta el equipo de ventas. Asimismo, mantener la cantidad correcta de materias primas puede resultar difícil cuando se utiliza la fabricación justo a tiempo. En lugar de llenar los almacenes con materias primas, solo con la esperanza de que el producto se venda, las empresas deben centrarse en el tiempo de comercialización, los tiempos de llegada de los materiales y la logística de la cadena de suministro. Analizar los ciclos de ventas y comprender cómo funcionan realmente las plantas son cruciales para pronosticar las necesidades de materiales. La integración vincula estos aspectos y facilita a los gerentes de planta tener a mano la cantidad justa de materiales.

·      Coherencia y trazabilidad. El seguimiento de pedidos y datos de producción sin integración puede crear dolores de cabeza. Al vincular los componentes comerciales y de la planta, crea una ruta rastreable desde las órdenes de producción que llegan desde las oficinas corporativas / de ventas, con información de producción en vivo registrada en los sistemas comerciales. Este proceso permite el control de calidad y la máxima trazabilidad.

·      Escasez de trabajadores. Un desafío más delicado es la falta de recursos humanos. La dificultad de encontrar buenos empleados que estén disponibles para ocupar los puestos vacantes afecta a las plantas de fabricación en todo el país. Para llenar estos vacíos, las empresas pueden buscar una mayor automatización. A través de la integración, una mayor automatización abre la puerta para conectar la tecnología empresarial con la fabricación de plantas.

 

Mejores prácticas que pueden ayudar

Todas las empresas están sintiendo el impacto de estos desafíos, pero existen formas sencillas de capotear la tormenta. Los siguientes consejos se pueden utilizar para aprovechar al máximo la integración en sus plantas.

·      Encuentre a los expertos. Las empresas que han tenido éxito tienen expertos internos que entienden la tecnología y cómo se une cada componente, o salen de la empresa y encuentran un experto que pueda ayudarles a navegar por la integración. Los consultores o integradores de sistemas pueden ser socios expertos.

·      Sepa lo que tiene. Para integrar sus procesos y equipos, debe trazar un mapa de lo que ya tiene implementado. Muy a menudo, los integradores de sistemas descubrirán diferentes sistemas y herramientas que una planta tiene pero que desconoce. Realizar una evaluación interna de las necesidades de antemano puede facilitar mucho el proceso de integración. Esto puede ser facilitado por un consultor o un socio de automatización.

·      Tenga una meta tangible. Debe comenzar con una meta que pueda lograr. Al igual que el viejo dicho sobre comerse un elefante entero, un bocado a la vez, elija algo que pueda examinar bien, complételo y luego pase al siguiente objetivo. Con demasiada frecuencia, las iniciativas de datos involucran a demasiadas personas y crecen demasiado, atascándose con intereses en competencia y direcciones diferentes. De repente, lo que podría haber sido una inversión de $ 50 mil dólares para obtener una prueba de concepto se convierte en un proyecto de $ 1 millón de dólares en el que veinte personas están tratando de tomar decisiones. Mantener un control estricto sobre el alcance hará que sus objetivos de integración sean más alcanzables.

·      Esté preparado para adaptarse. Comprenda que lo que pensaba que iba a ser la respuesta podría no ser la realidad. A menudo, descubre problemas ocultos e ineficiencias a través del proceso de integración. Debe estar dispuesto a aceptar lo que resulte de ello; ser flexible le ayudará a mantenerse encaminado y seguir adelante.

Las empresas más grandes con múltiples sitios o instalaciones de producción probablemente encontrarán el mayor beneficio de la integración. Podrán aprovechar las eficiencias en una planta para mejorar los procesos en todas ellas. La integración de la automatización del piso de la planta con las prácticas comerciales facilita la logística de envío y ayuda a las empresas a lograr la coherencia en varios sitios.

Si está listo para comenzar, necesita encontrar expertos en integración capacitados en sus plataformas tecnológicas. Muchas empresas utilizan la planificación de recursos empresariales (ERP) de SAP® o incluso el software de Microsoft, que es un buen punto de partida. También debe conectarse con las personas que ya trabajan para usted en la automatización de su planta. A menudo, tienen experiencia con estas empresas más grandes y conocen el lado comercial y el software. También hay muchos grupos de usuarios de la industria que pueden ayudar; de hecho, hay tantos recursos para la integración que elegir uno puede resultar abrumador. Encontrar un integrador de sistemas en el que confíe es un gran primer paso.

Michael De Boer es gerente de Automatización en Interstates, miembro certificado de la Asociación de Integradores de Sistemas de Control (CSIA). Para obtener más información sobre Interstates visite su perfil en Industrial Automation Exchange.

 

 

Más en Inteligencia de Negocios