Operaciones y ventas, grandes desafíos de la pandemia a dueñas de marca en Latinoamérica

Modificaciones a los empaques e implementación de tecnologías de acceso remoto: dos de las estrategias con las que los productores de bienes de consumo masivo empacados buscan mitigar los impactos del COVID-19 sobre áreas esenciales para su sobrevivencia.

Photo Covid 19
Peruvian Art / Shutterstock.com

En este tercer artículo, preparado con base en la reciente encuesta entre cerca de 450 lectores de Mundo PMMI, veremos dos medidas que las empresas están considerando para hacer frente a las difíciles condiciones presentes, tales como la implementación de cambios en las características y propiedades de los empaques y el uso de tecnologías de acceso remoto para la gestión de las operaciones en las plantas.

Los resultados de nuestra encuesta son claros al señalar que las operaciones y las ventas son las áreas que más retos imponen a las empresas en medio de la actual pandemia del COVID-19 a las empresas fabricantes de bienes de consumo empacados.

Hoy, dentro del campo de las operaciones, uno de los mayores desafíos para los empresarios es la gestión de su estructura de costos: “Mantener competitivos los costos de manufactura es una prioridad para nosotros, pues es la única manera de permanecer dentro de la lista de proveedores de nuestros clientes”, señala el director de una empresa participante.

Gráfico 1 CovidEsta amenaza de pérdida de competitividad que enfrentan los fabricantes de productos de consumo empacados en la región se refleja en la mengua en la capacidad de compra de sus clientes finales, un serio factor de detrimento de las ventas. “Mantener el nivel de ventas de la empresa va a representar una dura batalla con la competencia”, vaticina un productor de alimentos, que de todas formas ve en la innovación una manera de paliar las consecuencias de las actuales distorsiones en los mercados: “Alcanzar y superar las ventas del primer trimestre mediante estrategias de mercadeo para el canal digital podría ser una manera de compensar la falta de compradores en las tiendas físicas, complementadas con la oferta de extrema bioseguridad para el momento en que regresen a las compras presenciales”.

Garantías de bioseguridad

Construir confianza con los consumidores parece ser la estrategia que están siguiendo muchas empresas para mantener la dinámica de sus operaciones y ventas, y es por eso que los retos en el área de bioseguridad ocupan un lugar preponderante dentro del conjunto de desafíos que se viven hoy en las empresas. La tendencia se orienta en este momento al “tránsito de un estado de control a la creación de una cultura de higiene, inocuidad y desinfección”, señala un participante en la encuesta. Una apreciación coincidente recogida de las respuestas que obtuvimos señala como una necesidad inaplazable que las empresas logren certificaciones de inocuidad en el corto plazo, que las preparen para la reapertura económica; “buscar socios confiables y procesos inocuos será el nuevo gran reto de la industria”, afirmó un empresario del sector de procesamiento. Y es también con la seguridad con lo que se relacionan dos de las medidas que las empresas están aplicando para hacer de esta un aliado de sus planes en medio y después de la pandemia.

Acceso remoto

Aunque el uso de la tecnología digital se ha dado principalmente en muchas de las operaciones administrativas y para actividades realizadas desde los hogares por los empleados, como lo hemos confirmado en artículos anteriores que preparamos con los datos de nuestra primera encuesta de comienzos de abril, su manejo en las áreas de producción parece estar creciendo, o por lo menos así lo sugiere la intención de muchas empresas de acudir a este método en distintas áreas.

Es significativo el hecho de que, además de que cerca de una tercera parte (34,9 %) de los encuestados por Mundo PMMI haya afirmado estar utilizando ya tecnologías de acceso remoto, exista un porcentaje casi similar (32,5 %) que tiene programado su uso en el corto plazo.

Gráfico 2 CovidAl preguntarles a nuestros lectores por su utilización dentro de las empresas, las respuestas cubren ahora muchas de las actividades de asistencia técnica, mantenimiento preventivo, pruebas de aceptación de fábrica (FAT, en inglés), supervisión de las operaciones, capacitación en línea de operarios y/o resolución de problemas relacionados con la base instalada. En cuanto a los fabricantes de maquinaria, la opción del acceso remoto ha encontrado algunas oportunidades de aplicación efectiva, como la señalada por uno de los participantes en la encuesta, que afirma: “Como empresa usuaria de maquinaria para la formación de bolsas, hemos contado con la instalación remota de nuevos equipos; ello ha sido una tarea retadora, pero nos ha ayudado a encontrar nuevas formas de respaldar a nuestros clientes”.

Acudir a la opción de acceso remoto ha sido también para los productores de bienes de consumo empacados en Latinoamérica una forma de contrarrestar las dificultades que viven hoy en algunos de sus procesos de producción: “Trabajar con adaptación al cambio de operación y respaldarnos más con la tecnología de acceso remoto ha servido para mejorar nuestra producción y nuestra oferta de nuestros productos y servicios a los clientes”, asegura un productor consultado por Mundo PMMI.

Empaques a la medida de las necesidades

Una segunda estrategia que cobra vigencia en estos momentos es la de aplicar cambios en los empaques. Modificar un empaque es una decisión que implica, además de costos y cambios en su producción, un impacto importante sobre la marca y sobre la percepción de los consumidores. Y aunque hemos visto recientemente casos de empresas que han dado a sus productos nombres nuevos para enviar mensajes de optimismo y mostrar sus buenos deseos de que la crisis que vivimos se supere, la conservación de las características de un empaque o de la imagen de un producto es para muchas empresas una estrategia de consolidación en los mercados difícil de transformar.

No obstante, la atención que la pandemia del COVID-19 ha concentrado en los empaques está llevando a un número importante de los productores de bienes de consumo que participaron en nuestra encuesta (74 %) a pensar en maneras de responder a través de los empaques a las preocupaciones de los consumidores por su salud y seguridad, economía y por la contribución que hacen a la sustentabilidad ambiental con la elección de los productos que adquieren.

Para el primero de estos puntos, el aumento en la bioseguridad y la asepsia en los empaques es la medida más considerada, seguida por otra decisión que combina tanto la seguridad como la funcionalidad y la economía: el diseño de empaques especiales para las ventas en línea. Un porcentaje bajo —pero no por eso menos importante— de participantes en la encuesta señala también el desarrollo de empaques que combatan los agentes patógenos como una manera de atender las exigencias impuestas por la pandemia.

La sostenibilidad, por su parte, es otra consideración importante al momento de pensar en nuevas propiedades para los empaques, con alternativas como la creación de opciones reciclables, la reducción en el uso de materiales o el diseño para que los empaques contengan materiales que fomenten entre los consumidores su selección y reciclaje.

Gráfico 3 CovidLa intención con esta serie de tres artículos escritos con base en las respuestas obtenidas de nuestra encuesta reciente ha sido la de explorar las expectativas que tienen frente a un escenario pospandemia los propietarios de marca a lo largo de la cadena de valor. Sus respuestas nos han ilustrado sobre los desafíos y las estrategias diseñadas para hacerles frente. Quisiéramos complementar la información recibida con algunas sugerencias ofrecidas por PMMI en su reciente estudio Economic Impact of COVID-19, Guidance in an Uncertain Economy 2020, publicado hace apenas un mes y con una aplicación general. La investigación resalta, entre otros aspectos, la importancia de acciones como estar atentos al futuro, identificar las tendencias, encontrar la forma de hacer nuestro trabajo de formas distintas, diferenciarse de la competencia y pensar en lo que se necesita para tener todo listo en el momento en que situación de un viraje.

Las respuestas y comentarios de nuestros lectores, y la guía ofrecida por estudios como el mencionado, son, sin duda, elementos importantes para empezar a considerar la pospandemia con una mirada realista, pero distanciada del pesimismo y enfocada en las nuevas oportunidades.

>>> Lea más acerca del impacto del COVID-19 en la industria aquí:

Impacto de COVID-19 en la industria de empaque: Expectativas distintas ante una misma realidad

Percepciones de fabricantes de productos de consumo empacados en Latinoamérica sobre impacto de COVID-19

Serie de Webinars de PMMI: Una mirada global a la manufactura en tiempos del COVID-19

Sostenibilidad marzo / abril: COVID-19 cambia la conversación sobre los plásticos, pero dueñas de marca siguen innovando

¿Cómo afecta la pandemia la actualización tecnológica de las empresas en América Latina?

5 grandes desafíos que impone el COVID-19 a las empresas de bienes de consumo empacados en América Latina

COVID-19: Productores de bienes de consumo en A. Latina redoblan esfuerzos para mantener activas cadenas de suministro


Más en Inteligencia de Negocios